Archivo de la categoría: Música

Detalles a tener en cuenta para el sonido de bandas en vivo

(Tan solo algunos consejos para los no iniciados en el tema)

Lo que llamamos sonido consiste de, la persona que lo maneja, y su equipamiento, que son, mixer/scrossoverspotencias y bafles (puede ser un sistema separado en grupo de agudos, y grupo de graves, más monitores de escenario, o sistemas más complejos con separación de agudosmedios y graves, más diferentes grupos de monitoreo para cada miembro de la banda). El mismo también debería proveer los micrófonos, con sus respectivos cables (o inalámbricos), hay músicos que prefieren usar un tipo de micrófono en particular (cantantes: Shure SM58 Beta 58, guitarristas: Shure SM57 para microfonear su amplificador), pero la gran mayoría ni se preocupa por eso, solo les importa tocar y que “el del sonido” se encargue de que suene bien.

Lo mínimo que lleva un músico a un evento, es su propio instrumento, o varios en algunos casos (hay guitarristas que tocan con tres o más guitarras diferentes a lo largo de su show). En el caso de las guitarras y bajos eléctricos, estos requieren de amplificadores específicos para guitarra y bajo, hay músicos que enchufan su instrumento a lo que haya sobre el escenario, otros prefieren viajar con su propio amplificador, porque, además de sus efectos (pedales y/o racks), el “ampli” es tan parte de sus sonido como su instrumento. Los bajos, además, al igual que las guitarras “electro-acústicas” (o “electro-criollas” en caso de cuerdas de nylon) y teclados, pueden ser conectados directamente a la mesa de mezclas (consola/mixer) del sistema de sonido. Guitarras criollas, clásicas, flamencas, acústicas, y la gran mayoría de los instrumentos acústicos (pianos, violines, saxos y otros vientos, instrumentos de percusión, etc.) deben ser microfoneados, lo cual es responsabilidad de la persona que maneja el sonido, por lo tanto se le debe informar de los “requisitos de microfoneado” (cantidad de miembros de las bandas y los instrumentos que tocan) para que vaya preparado con el equipo necesario. En el caso de amplificadores de guitarras y bajos eléctricos, existen músicos que prefieren monitorear su señal directamente de estos, cuando son de tamaño “pequeño” o “mediano” son microfoneados para obtener la señal que llega al público, el músico se escucha a si mismo por su amplificador o a través de los monitores de escenario. Hay quien viaja con amplificadores de los que llamaremos “de gran tamaño” (alta potencia), el sonido de estos puede llegar directamente al público, sin necesidad de microfoneado, aunque se los puede microfonear a pedido del músico y combinar el sonido directo de estos con el que llega a la mesa de mezclas a través de los micrófonos.

El gran dilema siempre en un evento en el que participan bandas, es la batería, por empezar las cualidades acústicas de este instrumento hacen que produzcan sonido de gran volumen, aun así, pueden requerir de microfoneado dependiendo de las características del lugar donde se toca, el otro problema que suele presentar este instrumento es su gran tamaño y dificultad para transportarlo. Nuevamente, siempre hay músicos que prefieren tocar con sus propios instrumentos, pero hay muchos bateristas que se limitan a viajar solamente con sus platos, fierros (soportes para platillos) y baquetas (palillos), o escobillas, o varillas, dependiendo del género musical. La solución es que una de las bandas participantes ofrezca su batería para que quede armada fija en el escenario (y ya microfoneada, si así se requiere), para que sea utilizada por los diferentes bateristas que participen en el evento, los cuales agregarán sus fierros y platos, y acomodarán estos y las otras partes de la batería a su forma particular de tocar. La otra posibilidad es alquilar una batería para tal fin (ya afinada, para ahorrar tiempo). Si se opta por usar el “método” de batería fija (la mejor opción solamente si la mayor parte de las agrupaciones participantes usan este instrumento), debería haber fierros extras disponibles para aquellos bateristas que solo viajen con sus platos.

En el caso de que el lugar donde se realice el evento conste con sonido propio, se deben coordinar todas estas cosas con la persona encargada del mismo, algunas bandas (casi ninguna, pero se puede dar) viajan con su propia “persona de sonido”, que ya conoce sus temas y sabe la mezcla apropiada para cada uno de ellos, o la mezcla general de toda la banda para sonar en vivo.

Puede pasar que el hecho de que cada banda suene bien, dependa de la buena comunicación, la buena onda, y el buen trato con la persona encargada del sonido. Si el músico sabe lo que quiere y como pedirlo, esta persona puede ayudarlo a obtenerlo con su experiencia y conocimiento, mediante la mezcla, y con sus equipos, si el músico no maneja el “lenguaje” que esta persona utiliza, es mejor que lo deje hacer su trabajo, y que no lo irrite con peticiones molestas, irrazonables, o inentendibles, después de todo, él conoce el equipamiento con el que trabaja, y en el mejor de los casos, también conoce el lugar y la “acústica” del mismo.

Lista de canales para sonido en vivo

Canal Instrumento Micrófono Efectos
01 Bombo Beta 52 Gate/Comp
02 Redoblante SM57 Gate/Comp
03 Hi-Hat SM81
04 Tom 1 Beta 98/Beta 56 Gate
05 Tom 2 Beta 98/Beta 56 Gate
06 Tom 3 Beta 98/Beta 56 Gate
07 Overhead L SM81
08 Overhead R SM81
09 Bajo DI Comp
10 Guitarra eléctrica SM57 Comp
11 Guitarra acústica DI Comp
12 Vocalista Beta 58 Comp
13 Coro 1 SM58 Comp
14 Coro 2 SM58 Comp
15 Teclado L LINE
16 Teclado R LINE

Gate: Compuerta de ruidos
Comp: Compresión

Detalles

Estos son los datos para una banda promedio, con batería, bajo, guitarra eléctrica, guitarra acústica, un cantante, un teclado, y que dos de sus miembros hacen coros. Para una banda con este formato se necesita como mínimo una consola mezcladora de audio de 16 canales.

Todos los micrófonos que aparecen en la lista son marca Shure, pero el del sonido puede decidir qué tipo de micrófonos usar para cada instrumento, si condensadores o dinámicos, o que marca y modelo usar dentro de los que disponga o los que considere adecuados.

La batería en este caso se encuentra totalmente microfoneada, aunque el encargado del sonido puede decidir prescindir de algunos micrófonos o agregar más. En este caso se usó un único Shure SM57 para el redoblante, pero una configuración habitual es usar dos, uno para la parte de arriba y otro para la parte de abajo. El tom 1 sería el tom agudo, el 2 el medio, y el 3 el grave, también llamado tom de piso o chancha, aunque la lista recomienda usar Beta 98 o Beta 56 para ellos, también pueden usarse SM57. Los overhead son micrófonos que van por encima de la batería y pueden ser ubicados en dos configuraciones, la primera para registrar el sonido de los platos (el hi-hat, los splash, los crash, los china, y los ride) para lo cual, en este caso, se usan dos mics, uno para los de la izquierda (L) y otro para los de la derecha (R). La otra configuración común de los overhead es obtener una imagen estéreo del sonido global de la batería. Para esta tarea se suelen utilizar condensadores de tipo cilíndrico (tanto en vivo como en estudio) o condensadores de diafragma grande (utilizados con mayor frecuencia solo en estudio debido a su gran sensibilidad al sonido).

El bajo y la guitarra acústica están pasados a la consola de mezclas a través de cajas directas (DI), aparatos diseñados para “estabilizar” la señal (eliminar voltajes e interferencias no deseadas) de estos instrumentos, aunque también pueden ser conectadas directamente por línea (LINE) a la consola, lo que significa conectarlos directamente por cable, pero por la impedancia de estos instrumentos, especialmente del bajo, se suele usar siempre DI para su conexión.

El amplificador de la guitarra eléctrica está microfoneado con un Shure SM57.

La señal del teclado es estéreo (L y R) y va directamente por línea a la consola.

Si alguna banda no trae sus propios amplificadores para tocar, deberá haber algunos disponibles para ellos sobre el escenario, los cuales pueden ser alquilados por el tiempo que dure el evento.

Dependiendo de la cantidad de guitarristas que tenga la banda se necesitará un amplificador de guitarra eléctrica para cada uno de ellos, es recomendable que tengan una potencia de entre 40 y 100 watts, dependiendo de las características y tamaño del lugar donde se toque, a mayor cantidad de público es necesaria más potencia. Si el bajista también necesita amplificador, por lo general usan amplis cuya potencia puede ser de entre 100 a 400 watts o más, pero si la señal del bajo será enviada a la consola de mezclas por línea o por DI, puede no hacer falta un amplificador para este instrumento, el bajista se escucha a sí mismo a través de los monitores de escenario, a menos que solicite uno porque le es más cómodo monitorear su sonido y controlar su ecualización a través de un ampli, en ese caso se puede usar uno cuya potencia puede ser incluso inferior a los 100 watts pero es esencial que disponga de salida directa balanceada tipo canon (XLR) para conectarlo por cable a la consola de mezclas.

Algunas recomendaciones de amplificadores para sonido en vivo

Transistorizados:
Peavey TransTube (cualquier modelo de entre 40 y 120 watts)
Marshall MG (cualquier modelo de entre 50 a 100 watts)

Híbridos:
Marshall Valvestate I (cualquier modelo de entre 40 y 80 watts)
Marshall Valvestate II (cualquier modelo entre 65 y 100 watts)
Marshall AVT (cualquier modelo de entre 50 y 150 watts)

Nacionales:
Roller (cualquier modelo entre 50 y 150 watts)
Nativo (cualquier modelo entre 45 y 100 watts)
Wenstone (cualquier modelo entre 50 y 160 watts)
ElectroVox (cualquier modelo entre 40 y 100 watts)

Para bajo se puede usar cualquier amplificador de las marcas anteriormente mencionadas cuya potencia sea de entre un mínimo de 60 watts a un máximo de 500 watts (entre 100 y 400 recomendado), con salida de línea balanceada.

Otras marcas de amplificadores que se pueden tener en cuenta son Hartke, Crate y Laney.

Si te gusta lo que lees considera contribuir con este blog para que el mismo pueda tener más y mejor contenido. Contribuir.

Licencia Creative Commons
Esta obra de Juan Pablo Castañeda está bajo una Licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported.

Anuncios

Ocho indicadores de que has finalizado tu mezcla

Una de las cosas más difíciles de decidir cuando estás trabajando en un proyecto es, cuando la mezcla está terminada. Si tienes fecha de entrega, la decisión es fácil de tomar, pero si dispones de un amplio presupuesto o tiempo ilimitado, una mezcla puede hacerse eterna.

Entonces, ¿cuando una mezcla se puede considerar terminada? Aquí hay algunos consejos cortesía de The Mixing Engineer’s Handbook:

1) El groove de la canción es sólido. El groove usualmente viene de la sección rítmica (bajo y batería), pero puede provenir de otro elemento, como una guitarra rítmica (ejemplo: Every Breath You Take de The Police) o tan solo del bajo por si mismo. Cualquier elemento que contribuya al groove debe ser enfatizado, así, quien lo escuche, podrá sentirlo.

2) Puedes distinguir cada instrumento. Cada instrumento debe tener su propio rango de frecuencias en las que será oído. Dependiendo de los arreglos, esto es lo que usualmente toma mayor cantidad de tiempo durante la mezcla.

3) Cada parte de la letra, cada nota de cada verso o solo es audible. No quieres sepultar ni una de las notas. Todo tiene que ser claro como el cristal. Usa la automatización. Para eso fue inventada.

4) La mezcla tiene punch. La relación entre el bajo y la bacteria está adecuadamente proporcionada y ambos trabajan bien juntos para darle a la canción cimientos solidos.

5) La mezcla tiene un punto de enfoque. ¿Cuál es el elemento más importante de la canción? Asegurate de que sea obvio para el oyente.

6) La mezcla tiene contraste. Si tienes la misma cantidad del mismo efecto en todo (algo que se encuentra a menudo en mezclas de novatos), la mezcla sonará “lavada”. Tienes que tener contraste entre los diferentes elementos, de “seco” a “mojado”, para darle a la mezcla profundidad. (Nota de la traducción: dry (seco) hace referencia al sonido no “afectado”, o sea al que no se le ha aplicado ningún efecto, también se puede decir “señal limpia”, wet (mojado), por lo tanto, es lo contario, una señal muy “afectada”, aquel sonido que presenta gran cantidad de uno o varios efectos, de estás dos se puede deducir que washed out (lavado) se refiere al abuso del mismo (u otros) efecto(s) en todas las pistas de la canción).

7) Todos los ruidos, errores y sonidos indeseados han sido eliminados. Esto significa cualquier “cuenta”, respiración fuera de lugar del cantante o predominante debido a la compresión, ruido de amplificador en las pistas de guitarra antes y después de que la guitarra suene, ediciones que suenan mal, y todo lo demás que pueda alejar la atención de nuestros oyentes sobre la canción. (N de la T: count-off se refiere a la “cuenta de cuatro” (aunque dependiendo del tiempo de la canción puede ser otra la cuenta) ya sea vocal o por sticking, rim shot, hi-hat, cronometro, etc.)

8) Tu mezcla se compara a otras que te gustan. Tal vez la prueba definitiva. Si puedes llevar tu mezcla a la misma categoría que muchos de tus favoritos (ya sean canciones que tu hayas mezclado o de otros artistas) después de haber superado los siete puntos anteriores, entonces probablemente ya puedas volver a casa tranquilo.

Contenido extraído del blog “The Big Picture” de Bobby Owsinski, traducido y adaptado al castellano por Juan Pablo Castañeda.

Texto original en: http://bobbyowsinski.blogspot.com/2012/04/8-indicators-that-your-mix-is-finished.html#ixzz1rp2z1eVD
Bajo Licencia Creative Commons: Atribución

Mi lista de regalos

Bueno gente, se aproxima mi cumpleaños, y para aquellos que tienen ganas de hacerme un buen regalo pero no saben que me gustaría, les recuerdo que soy músico. Así que acá viene una linda lista de cosas que a un músico le gustaría que le regalen. Más precisamente, cosas que a mí, este año, me gustaría que me regalen.

El rango de precios es bastante amplio, así que hay para todos los bolsillos. Todos los productos los pueden conseguir en http://www.under-music.com.ar/

Obviamente, su sola presencia es el mejor regalo. Y no necesito nada más que eso. Una visita. Un saludo. Nada más. Pero si piensan pasar a saludarme, y no traen ninguna de las cosas de esta lista, sepan que es mejor un saludo, un beso, o un abrazo, a un par de medias, o alguna otra cosa de vestir, jajaja… 😛 nah… mentira… regálenme lo que quieran… o no me regalen nada… está bien… jaja… pero quería poner estas cosas en una lista por si alguien anda por Lanús, pasa por Under-Music y dice, uy… le voy a comprar un regalo a Juampa… jajajaja… xD

Regalo N° 1: Lindo combo que dejará satisfecho a cualquier guitarrista, más que nada por el slide, apreciaremos las púas, pero más el porta púas, el enrolla cuerdas es algo que aunque no lo usemos siempre es bueno tener, pero el slide, al menos en mi caso, es algo que siempre quise probar y no sé por qué nunca me lo he comprado.
Este regalo ya está en mis manos. Gracias.

Regalo N° 2: Mis cuerdas favoritas para guitarra clásica (alias criolla) son las Savarez, pero son muy caras, siempre me compro Fender o Dunlop, y si no hay de esas, o no traigo suficiente dinero, busco las D’Addario.
Este regalo ya está en mis manos. Gracias.

Regalo N° 3: En cuerdas de eléctrica, prefiero Fender o Dunlop, aunque siempre he querido probar las Ernie Ball, nuevamente cuando no encuentro las que quiero, compro las D’Addario. Prefiero los calibres gruesos, 10 u 11, muchas veces me pasó que no había 11, entonces compraba un encordado 10 y una segunda de un encordado 9 de alguna marca más barata, como GK, para usarla como primera.

Regalo N° 4: Esta interface es pequeña, barata y ultraliviana. Tiene dos entradas de micrófono con phantom power, lo que me permitirá conectar micrófonos condensadores, y no solo dinámicos. Muy buena opción si estás pensando en pasarte a la grabación de dos tracks en simultaneo y no querés gastar todos tus ahorros en la interface.

Regalo N° 5: Este combo es interesante, trae una interface UCA-202 pero negra en lugar de blanca, una consola Xenyx 502, auriculares y micrófono, todo marca Behringer, mas una interesante cantidad de software, más que nada orientado al podcasting o al streaming de audio por medio de shoutcast por ejemplo, pero también con algunos instrumentos virtuales y plugins VST útiles para la grabación de música.

Regalo N° 6: Esta es la misma interface que viene con el podcastudio, pero solita. Trae casi todos los mismos programas que el combo anterior, tiene entrada y salida RCA, conector USB del cual obtiene su alimentación, conector miniplug para auriculares con control de volumen que nos permite monitorear el audio entrante y saliente, hasta posee un conector óptico de salida de audio digital S/PDIF.
Este regalo ya esta en mis manos. Gracias.

Regalo N° 7: Igual a la anterior, pero más moderna, es de color rojo (o naranja, depende de cómo le pegue la luz), y la única diferencia real con la UCA-202 es que se supone que trae más software (programas, DAW, plugins, VSTi, etc.).

Regalo N° 8: La consola más pequeña de Behringer, lo más interesante de esta es su preamplificador de micrófono en su entrada XLR y que también es capaz de brindar phantom power de 48 volts para que enciendan los micrófonos condensadores. Ideal si tenés una interface de audio que no posee phantom, como la M-Audio Fast Track o la Lexicon Alpha.

Regalo N° 9: Hermosísima guitarra, en mi opinión debería reemplazar a la Yamaha Pacifica 112 como “la mejor guitarra para principiantes”. La PAC112 tiene cuerpo de Alder (Aliso) que es la madera de la que están hechas la mayoría de las Fender, esta Cort tiene cuerpo de Ash (Fresno), que es la madera que originalmente pensaba usar Leo Fender para sus guitarras, y es la madera de las Fender más caras. Sumale a eso que esta Cort viene con puente Wilkinson de fábrica, no tenés que hacerle casi ninguna modificación para que mantenga la afinación mejor que algunas guitarras mucho más caras, por último los micrófonos son Duncan Designed, que no es lo mismo que verdaderos Seymour Duncan y mucho menos que unos DiMarzio, pero estos mismos micrófonos los traen las Squier Deluxe Stratocaster, que cuestan el doble o el triple que esta Cort y tienen cuerpo de Basswood (Tilo Americano), la misma madera que usa Ibanez en sus guitarras mas baratas. En resumen, excelente guitarra por el precio que estás pagando.

Regalo N° 10: Simplemente la pastilla de mayor ganancia en tamaño single coil, si querés convertir a tu strato en una maquina de metal, no dudes que esta debe ser tu pastilla del puente. Yo pensaba combinar esta con un par de DiMarzio Area 61 en las posiciones del medio y del mástil, para tener un sonido strato en las primeras posiciones y un sonido más agresivo en la posición del puente. Aún así esta pastilla es muy versátil, para lo que se te ocurra tocar, de Zeppelin a Metallica, aunque esas cosas siempre van a depender de a que ampli conectes tu guitarra y que efectos uses, claro está.

Regalo N° 11: Si tenés, un programa de grabación multipista y varios instrumentos virtuales sin duda alguna te falta algo como esto para grabar partes de teclado, sintes, batería, o lo que se te ocurra, pero necesitás alguna forma externa de mandar señales MIDI a tu DAW para que este haga lo que se supone que debe hacer, este controlador Korg USB es tu mejor opción.

Regalo N° 12: Similar al anterior, pero en formato mucho más pequeño, menos prestaciones en cuanto a realismo (o sea, la sensación de que estas tocando un verdadero teclado), pero si solo querés meter un par de notas de vez en cuando, este controlador es pequeño y portátil, ideal para usar con una notebook.

Regalo N° 13: Bueno, este sí podría convertirse en un “lo tengo que tener”, porque te permitirá manejar tu DAW como si de un control remoto se tratara, si querés algo con más precisión que el teclado de tu computadora, acá tenés todos los controles más usados de cualquier DAW durante la etapa de grabación y de mezcla. Quedarás más que satisfecho si te embola mezclar con el mouse.

Regalo N° 14: Si lo tuyo son las pistas electrónicas, o los instrumentos virtuales de percusión, digamos que necesitas uno de estos, porque ningún otro controlador te va a dar la misma precisión con todo lo que sea percusivo que un pad.

Regalo N° 15: Este es mi afinador en formato pedal favorito, no mucho más que decir, afina bien y tiene esas luces tipo el auto fantástico.

Regalo N° 16: Generalmente paso muchas horas sentado en el escritorio de mi computadora, grabando o editando ya sea para mi banda o para mi programa de radio, me vendría bien tener un micrófono siempre a mano, y tener mis manos libres para tocar la guitarra por ejemplo, así que ando necesitando uno de estos piececitos.
Este regalo ya esta en mis manos. Gracias.

Regalo N° 17: Nunca está de más otro pie de micrófono, especialmente si lo podés colocar en cualquier posición, para grabar voces, guitarra acústica, un ampli de eléctrica, batería, o algún instrumento no convencional, digamos que tenés que tener varios, especialmente si querés grabar ambiente o generar sensación estéreo.

Regalo N° 18: Esto es algo con lo que siempre hay que lidiar, hay consonantes que al pronunciarlas largás mucho aire con la boca y esto deja esa especie de explosión en la grabación, que sí podés quitar lo más bien con un high pass filter a 300Hz por ejemplo, pero lo ideal es siempre mantener las grabaciones limpias, sin editar, para poder aplicarle todos los efectos en tiempo real que se te ocurran, así que un pop filter entre tu mic y tu vocalista, te evitará esa clase de problemas con plosives y sibilants.

Regalo N° 19: Sin duda alguna uno de los mejores micrófonos a tan bajo precio, es un clásico en casi todas las grabaciones de rock, en la radio, en discursos presidenciales, es un mic muy versátil, y es del tipo dinámico, lo que quiere decir que no necesita phantom power. El más usado en estudios de grabación para microfonear amplificadores de guitarra y hasta es usado muy frecuentemente para grabar voces en bandas de rock y de metal. Uno de los micrófonos favoritos para grabar redoblantes y hasta otros elementos de la batería, en fin, siempre va a haber lugar para meter un SM57 en tus grabaciones, aún grabando un banjo, una mandolina, un charango o un acordeón. Muy duro y resistente, fallecerás y este mic seguirá funcionando.
Este regalo ya esta en mis manos. Gracias.

Regalo N° 20: He probado esta pedalera y me han gustado muchos de sus sonidos, para mi suena mejor conectada a una mesa de mezclas o a una consola potenciada (con sus respectivos bafles) que a un ampli de guitarra, creo que es ideal para sonido en vivo, la podés conectar por USB a tu compu, programar tus sonidos, y cuando vayas a tocar por ahí, tenés todos los sonidos que querés usar al alcance de tus pies, sé que para muchos estas cosas digitales no son nada comparadas con los verdaderos pedales analógicos, pero esta es una buena opción para llevar tu sonido a cualquier parte, especialmente cuando no tenés ni idea de a que ampli vas a tener que conectar tu guitarra y tus pedales de efectos.

Nota: Las imágenes fueron extraídas de la página Under-Music.com.ar los precios actuales pueden diferir de los que figuran en estas imágenes. Para más información comunicarse a Under-Music al (011)4240-8167 de Lunes a Sábados de 10 a 13 y de 16 a 20 horas, o dirigirse a su local en Oncativo 2076, Lanús Este, Provincia de Buenos Aires, República Argentina.

Este blog y su autor no se encuentran de ninguna manera asociados o afiliados a Under-Music en ninguna forma posible. Soy tan solo un consumidor que aprecia la relación calidad-precio de los productos que Under-Music ofrece. Muchas Gracias.

Licencia Creative Commons
Esta obra de Juan Pablo Castañeda está bajo una Licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported.

Introducción al Home Recording

¿Quien no ha soñado alguna vez con tener un estudio en su casa y grabar música con sus amigos? Bueno, en este post, que complementa otro anterior, podrás enterarte de algunos de los detalles que tenés que conocer para hacer ese sueño realidad. (Nota: no me gustó la calidad en la que quedaron algunas de las imágenes así que tal vez dentro de poco las esté subiendo nuevamente a una mayor calidad, el texto, por ahora, quedará intacto).

Lo primero que necesitamos es conocer nuestros cables, para así saber que vamos a conectar a que y como.

Cable TRS (1/4 mono jack): Habitualmente llamado cable plug generalmente usados en su variante mono para conectar instrumentos y bafles. Aunque para instrumentos como la guitarra eléctrica y el bajo se suelen usar de los reforzados para evitar roturas y desgastes, con los bafles se suelen usar de los que son un poco más blandos.

Cable XLR: Llamado coloquialmente cable canon, es el usado por los micrófonos.

Cable miniplug (3.5 mm stereo jack): Normalmente usamos de estos pequeñines estéreo para conectar auriculares, o directamente a la placa de sonido de la computadora por ejemplo.

Cable RCA: Estos los conocen, son los que suelen llamar “cable de audio y video”, muy usados por televisores y reproductores de DVD. Nosotros en audio los usamos para conectar reproductores externos a nuestras consolas o interfaces, o conectar la salida RCA estéreo de las consolas o las interfaces a alguna forma de amplificación o monitoreo.

Cable de RCA a miniplug: Esta es una forma de adaptador que uso frecuentemente cuando quiero conectar algo con salida miniplug (celular, computadora) a algo con entrada RCA (equipo de audio hogareño, consola mezcladora, interface de audio, sistema de home theatre).

Otros cables y adaptadores que podrían encontrar

De miniplug estéreo macho a dos plug mono hembra:

De plug estéreo macho a dos miniplug mono hembra:

De miniplug estéreo macho a dos plug mono machos:

Este es un simple cable plug-plug estéreo pero uno de sus conectores posee una inclinación de 90°:

De RCA estéreo macho a miniplug estéreo hembra:

De miniplug estéreo macho a plug estéreo macho:

De plug estéreo hembra a dos plug mono machos:

De miniplug estéreo macho a dos miniplug mono hembra:

De XLR macho a plug mono macho:

De miniplug estéreo macho a dos RCA mono hembra:

De plug estéreo macho a dos RCA mono macho:

De plug estéreo hembra a plug estéreo macho:

De plug estéreo macho a dos plug mono hembra:

Esos son solo algunos de los muchísimos adaptadores y cables que podemos encontrar cuando los necesitemos. Así que, a no ahogarse en un vaso de agua, tengan por seguro que si a nosotros se nos ocurrió alguien ya lo inventó, y si no existe siempre podemos pedirle al de la ferretería que nos suelde tal ficha y tal otra a un cable, o podemos hacerlo nosotros mismos.

Ahora que ya conocemos los cables, podemos centrarnos en lo que realmente nos interesa, como grabar audio con la computadora y que suene decente. Lo primero que tenemos que saber, es que las placas de sonido que vienen con cualquier computadora están pensadas para un uso mínimo, como ser, escuchar música, el audio de las paginas y los videos de internet, y no mucho mas, son placas pensadas para emitir sonidos, no para grabar audio. Y por lo tanto funcionan bien para aplicaciones mínimas, como hablar por Skype con micrófono y auriculares o por los parlantes de la computadora, pero cuando queramos hacer algo un poco más profesional, no nos van a servir. Básicamente, cualquier cosa que grabemos, va a tener ruido, en el peor de los casos, mucho ruido, en el mejor, muy poco ruido, pero es completamente inaceptable, en un estudio profesional de grabación si nadie está hablando al micrófono el ruido debe ser cero, o lo más cercano a cero posible. El otro tema son las interferencias, es decir, una placa de sonido normal, no solo genera ruido del llamado rosa, o blanco, es decir, como el sonido que hacían los televisores antiguos cuando ningún canal estaba transmitiendo, sino que también tendrá zumbidos, chillidos, interferencias eléctricas, magnéticas, electromagnéticas y hasta de ondas de radio, como celulares, emisoras de radio AM, en fin, estas placas son susceptibles a un sinfín de problemas que afectarán la calidad de todo lo que queramos grabar. Sin mencionar que si nuestro sistema operativo es Windows, tendremos el problema de la latencia, lo cual sería más o menos lo siguiente, el audio capturado por un micrófono es analógico, son señales eléctricas de diferentes voltajes, para que un programa de computadora puede interpretar esas señales, procesarlas y editarlas hay que convertirlas a digital, esto lo hace un componente de la placa de sonido llamado convertidor analógico-digital (ADC: Analog-Digital Converter), una vez que esa señal ya está procesada es necesario volver a convertirla en analógica para poder escucharla por los parlantes, monitores o auriculares, en lo cual interviene otro componente de la placa de sonido llamado convertidor digital-analógico (DAC: Digital-Analog Converter). Todo ese proceso lleva su tiempo, en realidad son unos cuantos milisegundos, para aplicaciones normales, como el sonido de la web o de los juegos, ese tiempo de proceso es imperceptible para nosotros los seres humanos. Pero cuando estamos tratando de grabar música, y usamos instrumentos virtuales, o efectos en tiempo real, ese tiempo es interminable, y ese desfasaje temporal entre la entrada y la salida del audio genera ruidos, cortes y hasta retroalimentación, tambien puede causar incongruencias en las frecuencias de muestreo pudiendo resultar en ralentizacion o aceleración del audio grabado. Esto es porque la placa de sonido, para poder realizar todas esas tareas, tiene que pedirle permiso a Windows para poder usar el procesador del sistema. Y eso lleva su tiempo, ya que Windows va dándole prioridad de uso del procesador y de la memoria del sistema a los diferentes programas que se encuentran en ejecución por turnos. En computadoras Mac o en PC’s con sistemas operativos Linux los programas de edición de audio y de grabación multipista no suelen tener este problema de retardo en el procesamiento de las señales. Pero aún así las placas de sonido que vienen de fábrica con cualquier computadora no son aptas para la grabación profesional de audio. Necesitamos placas especializadas, dedicadas, con mayor calidad de conversión de analógico a digital y de digital nuevamente a analógico y de ser posible con latencia cero o mejor dicho cercana a cero, ya que el cero real es imposible de lograr. Estas placas de sonido para grabación de audio de manera profesional, las hay de tipo interno, que se conectan a un puerto PCI o PCI Express de la computadora, lo cual implica abrir la computadora, desatornillar, atornillar, para evitar todo eso existen de las de tipo externo las cuales se conectan a la computadora por puerto USB o por puerto FireWire, estas son las que llamamos interfaces de audio. Para solucionar el problema de la latencia en Windows, la fabrica Steinberg (creadores de Cubase y de Nuendo entre otros) creó la tecnología ASIO (Audio Stream Input/Output), la cual a través de drivers especiales les permite a las placas de sonido o interfaces de audio usar su procesador interno para todas sus tareas evitando el tener que pedirle permiso a Windows para usar el procesador del sistema, estos driver (controladores) ASIO le dan acceso directo y control total al programa de audio sobre el procesador de la placa de sonido o interface de audio, pasando, o ignorando varias “capas” de Windows, lo cual acelera muchísimo todos los procesos dando como resultado latencias cercanas a cero.

Quisiera empezar por la manera más económica de grabar audio de calidad aceptable en una computadora, y esa forma es usando la interface de audio Behringer UCA202.

Como verán se conecta a la compu por USB y tiene entradas y salidas RCA, pero, OK, si, esto me sirve para convertir audio de analógico a digital y viceversa, tener casi cero de ruido en las señales con las que esté trabajando y tener latencias cercanas a cero, pero, ¿a donde le conecto un micrófono a esta cosa? No podés. Por eso es que nos vamos a valer de esto:

La Behringer Xenix502 tiene una entrada XLR a la que podremos conectar nuestro micrófono y varias entradas plug a las que podremos conectar nuestros instrumentos, además tiene entrada y salida RCA, ahora bien, podemos conectar la salida RCA de la Xenyx502 a la entrada RCA de UCA202 y nuestros auriculares a la UCA202 con un cable miniplug, o podemos conectar la salida RCA de la UCA202 a un equipo de audio hogareño para monitorear. O podemos conectar la entrada y la salida RCA de la Xenix502 a la UCA202 y auriculares con cable plug a la salida para auriculares de la Xenyx, o conectar las dos salidas plug que tiene la Xenyx a monitores de estudio o a bafles potenciados (también llamados activos, a los que no lo son se los llama pasivos), o a una potencia y de ahí a los bafles. Más o menos así podríamos terminar de armar un sistema con el que podamos grabar y escuchar lo que grabemos. Dato interesante es que la Xenyx502 tiene un preamplificador de micrófono en el canal 1 (el que tiene el conector XLR) el cual nos permitirá aumentar el nivel de señal del micrófono en caso de que sea poca o disminuirla en caso de que sea mucha. Pero lo mejor es que la Xenyx puede darnos phantom power de 48 volts por su conector XLR, el voltaje necesario para lograr que prendan los micrófonos de tipo condensador. Con los dinámicos esto no es necesario ya que al conectarlos ya funcionan, no requieren electricidad.

Al parecer Behringer se dio cuenta de que muchas personas optaban por combinar así estos dos productos suyos al ser la opción más barata para grabar audio con la computadora y decidió combinarlos y hacer la Xeniyx302USB:

La cual cuenta con salida USB a la cual podemos conectar un cable como los que usamos con las impresoras y con él conectarla a la computadora. Muy buena opción si me preguntan, ya que estamos ahorrando algo de espacio, tal vez algo de dinero, y si lo que nos interesa es grabar de a un instrumento o voz a la vez, podemos hacerlo, fíjense en la ficha XLR, es dual, nos permite conectar a ella un cable XLR o un cable plug. Y los controles tipo slider nos dan un poco mas de precisión que los rotativos de la Xenyx502.

Muy bien, usaremos un micrófono condensador para grabar voces e instrumentos acústicos, y un micrófono dinámico para grabar por ejemplo, el sonido de un amplificador de guitarra. En realidad, en esa área, no está todo dicho, y lo lindo es experimentar con diferentes micrófonos, y posiciones, y distancias del micrófono con respecto a la fuente de sonido que queramos grabar. Hasta lograr un sonido que nos convenza y que nos guste.

Si lo que te interesa es conectar tu guitarra a la computadora para usar efectos por software o algún programa de ese estilo que te parece que podría ir bien para probar, experimentar, jugar o grabar. Podes usar el Behringer UCG102:

Siempre es recomendable usar alguna forma de interface de audio antes que conectar la guitarra directamente a la placa de sonido de la computadora, aunque existen cables y adaptadores que te lo permiten no es la forma optima de obtener un buen sonido.

Si lo que querés es conectar cada uno de tus micrófonos por separado de manera individual a la computadora por USB con buena calidad y sin problemas de latencia, podés echarle un vistazo al Shure X2u:

Adaptador de XLR a USB, interface de audio, y monitoreo de señal en una unidad portátil y compacta.

Cuando quieras grabar dos micrófonos o más de manera simultánea, para lograr un efecto de ambiente estéreo por ejemplo, o dos instrumentos o más de manera simultánea, o varias voces al mismo tiempo necesitarás una interface mas completa con más conectores y con más prestaciones.

Echemos un vistazo a la Alesis iO2 Express:

Dos entradas XLR para micrófonos, dos entradas plug para guitarra o instrumentos con nivel de línea, dos entradas plug de tipo insert para efectos externos, salida plug para auriculares, entrada y salida MIDI para instrumentos, efectos, controladores y racks compatibles con esa tecnología, dos salidas plug para conectar monitores de estudio o un sistema de amplificación externa, y la salida USB para conectarla a la computadora. Dos canales de los que se puede grabar simultáneamente, control de gain independiente en cada uno de ellos y perillas para controlar el nivel de la señal que se manda a los auriculares o a los monitores. Todo eso en una pequeña cajita de plástico.

Si queremos o necesitamos algo más duradero, resistente, robusto y confiable, a la PreSonus AudioBox USB le pasaron por encima con una 4×4 y sobrevivió:

Similares características a la anterior pero en caja metálica muy pero muy resistente y dura, podes quedarte tranquilo que si se te cae por accidente va a sobrevivir.

Ahora viene lo interesante, podés conectar cualquiera de estas unidades que te acabo de presentar a cualquier computadora, ya sea PC con Windows o con Linux o una Mac con su respectivo sistema operativo, sin importar que sea del tipo desktop (computadora de escritorio) como la Mac Pro o la Mac Mini, laptop como la MacBook Pro o la MacBook Air o cualquier otra notebook, o incluso también a cosas más pequeñas como las netbooks y nettops.

Pero, al parecer, y gracias a los últimos avances de la tecnología en cuanto a lo que a software y hardware se refiere ahora también podes conectar estas unidades a un iPad, iPhone o iPod Touch, cualquiera que tenga procesador A4 o superior, según parece la arquitectura de esos dispositivos tiene la potencia necesaria para la grabación multipista de audio y su sistema operativo tampoco plantea inconvenientes al respecto de esto. Tan solo necesitaríamos un adaptador a USB como el llamado camera connection kit que provee Apple para tal fin. Usando para la grabación multipista programas como GarageBand de Apple, MultiTrack DAW de Harmonicdog, StudioTrack de Sonoma WireWorks o Meteor Multitrack Recorder de 4PocketsAudio entre muchos otros disponibles en la AppStore.

Interfaces con las que he visto esto funcionar son la Behringer UCA202 y la Lexicon Omega, la cual permitiría la grabación de 4 pistas simultáneas, también la Yamaha Audiogram es una de las mencionadas como compatible en muchos de los foros que tratan este tema.

Arriba, frente y reverso de la Lexicon Omega, abajo vista superior de la Yamaha Audiogram3.

Arriba, panel trasero de la Yamaha Audiogram3.

Abajo, Yamaha Audiogram6.

Tanto la Lexicon como las Yamaha poseen características similares a las unidades que ya he mencionado y son de muy buena calidad como todas las interfaces que hasta ahora nombré en este artículo, no creo que ninguna presente alguna dificultad a la hora de usarlas con PC, Mac, Notebook, Netbook o incluso con iPad o iPhone. Hay algo que sí, siempre tienen que tener en consideración, cada sistema operativo maneja de manera independiente los niveles de volumen de cada una de las placas de sonido o interfaces de audio que conectemos a una computadora, por eso a veces es necesario subir este volumen interno del sistema operativo si es que grabamos y al reproducir no escuchamos nada, o al contrario, bajarlo si lo que acabamos de grabar suena muy fuerte, clipéa o distorsiona. También si sos usuario de Windows siempre tené en claro que lo mejor es instalar los driver ASIO de tu interface de audio antes de empezar a experimentar con ella, te va a ahorrar muchos dolores de cabeza, así como también cerrar cualquier programa que esté haciendo uso de algún driver ASIO, ya que cuando eso pasa nuestro programa multipista puede decirnos que la interface de audio no está disponible. También es recomendable desactivar todos los sonidos del sistema operativo, esos que la computadora hace cuando hacemos click o vaciamos la papelera por ejemplo, así como también colocar las opciones de energía en el perfil de alto rendimiento, es decir que no ahorre electricidad, que la use toda. Tampoco te olvides que en las interfaces de audio con más de una entrada (o canal) cada una aparece en el sistema operativo como una interface, unidad o placa de sonido diferente, esto es para que podamos asignar cada uno de estos canales de manera independiente a dos o más pistas de nuestro programa de grabación multipista, es absolutamente necesario cuando queremos grabar más de una pista al mismo tiempo asignar cada pista a cada canal de la interface de audio.

Ahora me gustaría mencionar dos dispositivos exclusivamente para iPad, el primero se puede usar tanto con iPad como con iPhone y es el Apogee JAM Guitar Input:

Es como el UCG102 pero para conectar la guitarra a dispositivos Apple.

Y el segundo solo con iPad, es el Alesis iO Dock:

Así es, es un Dock Station para iPad que a su vez es interface de audio y posee todo lo necesario para convertir nuestro iPad en un estudio de grabación portátil.

Todo eso con respecto a la grabación multipista de música o de audio asistida por computadora. Ahora vamos a darle un vistazo a todas las herramientas que podríamos necesitar para grabar voces e instrumentos, en especial cuando nos toca lidiar con micrófonos, o con instrumentos de alta impedancia.

Primero y principal siempre que queramos grabar voces e instrumentos acústicos (piano, guitarra acústica, guitarra clásica, o cualquier instrumento que no es considerado eléctrico) vamos a necesitar micrófonos condensadores. Estos poseen un diafragma grande, lo ideal es que sea de 1 pulgada, aproximadamente 25mm, ya que así es capaz de capturar un mayor rango de frecuencias lo que lo hace apto para diferentes aplicaciones, y créanme que cuando tratamos de tener un home studio queremos un micrófono que nos pueda servir para todo y no salir corriendo a comprar un micrófono nuevo porque el que tenemos no es capaz de capturar bien lo que estamos tratando de grabar. Cuando el diafragma de un mic del tipo condenser es más pequeño, suele tener una tendencia a capturar más los sonidos agudos y los medios que los graves, por ejemplo, como resultado, y esto es tan solo un ejemplo, un condenser con diafragma pequeño no es la mejor opción para capturar el sonido de un amplificador de bajo eléctrico o el sonido de un contrabajo o de un bombo de batería. Aunque si podría ser útil para voz hablada, como un relato, o para transmisión de audio en vivo, por radio por ejemplo, y para algunos instrumentos acústicos con tendencia a sonidos agudos. Aún así, lo que buscamos en un buen micrófono es que no corte frecuencias, es decir, a veces un instrumentos suena muy bien a nuestros oídos, pero grabado no suena tan bien, esto es porque nuestro oído y nuestro cerebro es capaz de interpretar casi todas las frecuencias del sonido que ese instrumento está emitiendo, pero el mic que usamos para capturar su sonido, se pierde algunas frecuencias que es incapaz de capturar, es por eso que preferimos usar los de diafragma grande. Ya hablaré más adelante de los micrófonos dinámicos, que son un tema totalmente aparte, y también un poco de grabación de batería, ya que grabar ese instrumento es todo un universo aparte. Lo siguiente a tener en cuenta en un condenser es su patrón polar, es decir, según el tamaño y posición de su diafragma capturará solo los sonidos que se encuentren bien en frente del mismo, o también los que se encuentren un poco más a la izquierda o la derecha del diafragma, así como también que tan lejos puede estar un sonido para ser capturado. Veamos un poco el siguiente mic:

El Behringer B-1 posee un único diafragma de tamaño grande, es decir solo captura aquellos sonidos que se encuentren de frente al micrófono, esa perilla que tiene arriba del modelo en su posición central permite capturar sonidos con una respuesta plana, es decir, el micrófono funcionará en su forma normal, al moverla a la izquierda activaremos lo que se llama Low Cut Filter, es decir un filtro que recorta las frecuencias graves, esto es, cuando queremos grabar alguna fuente de sonido que no posee frecuencias graves, o si posee pero las queremos remover para capturar un sonido más brillante y cristalino, con algunas guitarras acústicas por ejemplo. Al mover esta perilla a la derecha activamos lo que se llama 10db Pad, es decir, estaremos bajando en 10 decibeles cualquier cosa que el mic este capturando, es bueno para grabar en ambientes ruidosos o cuando lo que estamos grabando clipéa o distorsiona por tener un volumen muy alto. Este mic viene en valija, con un shockmount y un paravientos.

Ahora analizaremos que es lo que sucede cuando un condenser tiene dos diafragmas, uno de cada lado, para eso veamos el Behringer B-2 Pro:

Este modelo, aparte de tener la misma perilla que el anterior en uno de sus lados, en el lado contrario tiene una nueva perilla, la cual, en esta ocasión nos permite cambiar los patrones polares de este micrófono. Moviendo la perilla a la izquierda se activa el modo omni, los dos diafragmas están funcionando y capturan sonido proveniente de cualquier dirección, dejando la perilla en el centro, estaremos usando el modo figura 8, es decir el mic capturará sonidos solo del frente y de atrás pero no de los lados. Y moviendo la perilla a la derecha funcionará en modo cardioide, es decir, capturará sonido solo del frente, ni de atrás, ni de los lados. Este mic también viene en su valija y con los mismos accesorios que el anterior.

Esta clase de mics, los condensers, requieren de 48 volts para funcionar, a ese voltaje se lo conoce como phantom power, es decir, llega al mic por el mismo cable que usamos para conectarlo, por lo tanto, aquello a lo que lo conectemos, sea interface o mixer (consola) debe ser capaz de otorgarle ese voltaje, de lo contrario el mic no funcionará. Si nuestra interface o consola no proporciona phantom power, podríamos usar una de estas cajitas:

Esta solamente se encarga de darle phantom power de 48 o 12 volts a los mics y de nada más. Lo suficiente para que enciendan, y no esperemos nada más de ella.

Pero en los estudios profesionales usan lo que llaman preamplificadores de micrófonos, que por lo general, no solo proveen de los 48 volts necesarios, sino que también realzan un poco el sonido de los micrófonos, haciéndolo mas cálido, y hasta algunos también nos permiten moldear el sonido de los mismos, para obtener claridad, fortaleza, volumen y algunas cosas que los mics por si solos no son capaces de darnos. Vamos a ver algunos preamps de micrófonos para que se interioricen un poco en el tema, y en este caso, todos son valvulares, es decir poseen una válvula o tubo al vacío en su interior, la cual es parte de su circuitería, y le otorga al sonido mas calidez, y naturalidad, como la que podemos encontrar en grabaciones profesionales.


ART Tube MP Studio V3


ART Tube MP Studio


ART Tube MP Project Series


ART Tube MP Personal Processor Series


Behringer Tube UltraGain MIC100


Behringer Tube UltraGain MIC200

Frente y reverso del PreSonus TubePre

Podemos ver que aparte de poder definir diferentes niveles de entrada y salida, y activar o no el phantom power, algunos poseen recorte 20 decibeles, limitador, recorte de graves, inversión de fase y hasta una simple modelación de la señal para obtener diferentes características tonales, así como también un vúmetro y/o indicador de clípeo.

Hay algunos instrumentos, como el bajo, que no podemos conectarlos directamente a una consola o a una interface, por tener muy alta impedancia, o por poseer señal desbalanceada, si bien podemos conectarlos, podrían filtrarse a través del cable del instrumento algunas frecuencias o voltajes no deseados, provocando ruidos e interferencias, así como también dañar la unidad si la misma no está preparada para recibir ese nivel de señal, es ahí cuando entran las que llamamos cajas directas, capaces de corregir estos detalles y otorgar una señal limpia y balanceada la cual podemos conectar a la consola o interface sin miedo alguno.


Behringer Ultra-DI DI20


Behringer Ultra-DI DI100


Behringer Ultra-Di DI400P


Behringer Ultra-G GI100

Básicamente se diferencian por tener circuitería activa (requiere electricidad, batería de 9 volts en realidad) o pasiva (no requiere electricidad), todas poseen entrada plug, salida XLR para conectar a la consola o interface usando esa clase de cable y otra salida plug para conectar el amplificador o procesador de nuestro instrumento o a algún otro sistema de amplificación en caso de ser necesario. La DI20 posee dos canales y atenuación de 20 o 40 decibeles. La DI100 es parecida pero más sencilla con un solo canal. La DI400P es pasiva y posee la salida plug del mismo lado que la entrada, y la salida XLR del lado contrario, no posee atenuación. Y la GI100 es igual que la DI100 pero está diseñada para guitarras eléctricas, y hasta posee simulación de bafle, caja o gabinete de 4×12 (cuatro altavoces de 12 pulgadas cada uno), ojo, no tiene simulación de amplificador, o sea, genera un sonido similar al que emite una guitarra eléctrica conectada a una caja o gabinete de 4×12, pero no genera distorsión alguna, es tan solo una forma limpia y directa de conectar una guitarra a una interface o consola. Se trata de conectar un cable plug a la caja directa y conectar la caja directa a la consola o interface con un cable XLR para tener una señal limpia y balanceada.

Hay un par de accesorios que nos pueden ser muy útiles a la hora de mezclar, o para interpretar lo que los músicos nos están diciendo de cómo se escuchan ellos mismos. El primero es un amplificador de auriculares, que no hace más que separar una señal en dos o más, lo habitual es cuatro, para así poder conectar más de un auricular y poder escuchar todos lo mismo al mismo tiempo. Lo ideal es que todos usen el mismo modelo de auricular, para escuchar exactamente lo mismo, diferentes modelos de auriculares pueden tratar de manera diferente las frecuencias y con ellos escuchar cosas diferentes, por ejemplo, si un cantante se escucha muy agudo y nosotros le decimos que no, tal vez sea porque sus auriculares son muy pequeños y suenan de por si agudos, y los nuestros son grandes y tienen buenos graves. El headphone amp más barato y bueno que pude encontrar es el Behringer MicroAmp HA400:


Una alternativa para que el cantante pueda monitorear su propia señal y mezclarla con el resto de las pistas a su gusto sería este Behringer MicroMon MA400:

Al cual podemos conectar la salida de auriculares de la consola o interface habiendo pasado o no antes por HA400, en este caso debemos tener cuidado con el nivel de la señal que le estamos mandando ya que el cantante también podrá aumentarlo o atenuarlo con su MA400, también conectaremos aquí el mic del cantante y la salida de mic del MA400 a la interface o consola, y el cantante conectará sus auriculares a la MA400. Pudiendo mezclar el nivel de su micrófono y el de la señal que le estamos mandando para escucharse como él quiera, como todo músico, más de él.

Otra herramienta muy útil entre tanto cablerío siempre será un testeador de cables, al cual conectaremos ambos extremos del cable que queramos probar y realizando diferentes pruebas en el tester nos dirá que tan bien está funcionando. El Behringer Cable Tester CT100 nos vendrá muy bien ya que posee conectores para casi todo tipo de cables, y permite realizar varios testeos de diferente clase.

Por último me gustaría hablarles de procesamiento de señal, hay muchísimos aparatos que nos pueden servir para moldear la señal, aplicar efectos, usar compresión, reverberación, delay, entre muchas otras formas de realzar el sonido que estamos grabando, modelándolo para obtener aquel sonido que queramos. Muchos de estos procesadores de señal son muy caros, y hablaré de un par de ellos baratos y accesibles que están en casi cualquier estudio de grabación en otro post, como el Behringer Virtualizer o Virtualizer Pro y el famoso Feedback Destroyer, también de Behringer, o el aún más famoso Alesis MidiVerb. Pero hoy quiero presentarles el más barato de todos y que ofrece un sinnúmero de prestaciones, se trata del Behringer Bass V-Amp, el cual fue diseñado originalmente como procesador de efectos de sobremesa para bajos, al estilo POD de Line6, pero con el tiempo se descubrió que es muy bueno no solo para bajos, sino también para voces, para guitarras acústicas y para teclados, es por eso que no es de extrañar encontrar uno de estos o su versión Pro en estudios profesionales de grabación, ya que casi siempre se les ocurrirá en que usarlo, aún cuando no sea usado muy frecuentemente, su bajo costo y sus altas prestaciones lo convierten en un “lo tengo que probar” para la mayoría de los dueños de estudios de grabación, especialmente en estudios hogareños donde el bolsillo está más apretado.

El Behringer Bass V-Amp Pro es la versión profesional del Bass V-Amp, trae más prestaciones, más conectores, y viene en formato rack, ocupará dos espacios en nuestra rackera.

Por hoy basta de grabación profesional de audio orientada al estudio de grabación hogareño y a los más humildes bolsillos, especialmente los de los músicos independientes, aquellos que producimos todo lo que hacemos y el dinero para hacerlo no siempre lo ganamos trabajando de músicos, sino que trabajamos de otra cosa para financiarnos nuestra carrera como músicos. Ya volveré más adelante a hablar de este tema (home studio). Por lo pronto les digo que no soy endorser de Behringer, no trabajo en Behringer ni para Behringer, ni tampoco Behringer me paga para hacer esto, ni soy fanático de Behringer, simplemente da la casualidad que Behringer tiene algunos productos de buena calidad a un precio muy accesible, algunos, no todos, hay productos de Behringer que dejan mucho que desear en cuanto a lo que a calidad se refiere. Y solo por eso fue la marca predominante en este post y nada más.

Toda esta información puede ser complementada con algunos de mis post anteriores, a su vez, en post futuros seguiré tratando el tema, revelando mas detalles.

Home Recording Studio (un estudio de grabación en tu casa)
Pequeñas respuestas a pequeñas preguntas
Hacer música versus editar audio

Les dejo una lista de todos los productos que mencioné en este artículo.

Interfaces de Audio
Apogee JAM Guitar Input
Alesis iO Dock
Alesis iO2 Express
Behringer Guitar Link UCG102
Behringer U-Control UCA202
Behringer Xenyx 302USB
Lexicon Omega
PreSonus AudioBox USB
Shure X2u
Yamaha Audiogram3
Yamaha Audiogram6

Preamps de Micrófonos
ART Tube MP Studio Mic Preamp
ART Tube MP Professional Mic Preamp/Processor
ART Tube MP Project Series Tube Microphone/Instrument Preamp
ART Tube MP Studio V3 Mic Preamp
Behringer Tube UltraGain MIC100
Behringer Tube UltraGain MIC200
PreSonus TubePre

Mixer/Consola
Behringer Xenyx 502

Micrófonos
Behringer Single Diaphragm Condenser Microphone B-1
Behringer Dual Diaphragm Condenser Microphone B-2 Pro

Multiefectos/Procesadores de Señal
Behringer Virtual Amplification Bass V-Amp
Behringer Virtual Amplification Bass V-Amp Pro

Herramientas
Behringer Cable Tester CT100

Cajas Directas
Behringer Ultra-DI DI100
Behringer Ultra-DI DI20
Behringer Ultra-DI DI400P
Behringer Ultra-G GI100

Amplificador de Auriculares
Behringer MicroAmp HA400

Monitor de Micrófono
Behringer MicroMon MA400

Phantom Power
Behringer MicroPower PS400

Si te gusta lo que lees considera contribuir con este blog para que el mismo pueda tener más y mejor contenido. Contribuir.

Lectura recomendada:
Home Recording Studio (un estudio de grabación en tu casa)
Pequeñas respuestas a pequeñas preguntas
Hacer música versus editar audio
Mastering, Sound Forge y otros jerbos

Licencia Creative Commons
Esta obra de Juan Pablo Castañeda está bajo una Licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported.

Hacer música versus editar audio

Esto que están a punto de leer nació de una conversación en el muro del grupo de facebook CoDeViSa Comunidad de Desarrolladores de Videojuegos de Santa Fe y luego de leer las diferentes opiniones de varios miembros del grupo decidí escribir la mía, pero facebook no me dejó porque era muy larga, así que la estoy poniendo aquí y dejando un link en ese grupo para quien la quiera leer. Gracias.

Todo empezó cuando Nano Brasca puso: “OMG Encontré la forma de crear canciones editarlas y usarlas… Claro, si son Open Source D:
Usando Virtual DJ :D”

A lo cual vinieron muchas respuestas y luego antes de la respuesta de Gregorio D’Angelo: “Multipista de verdad: Pro Tools. Ojo el Audacity, con los plugins adecuados podés hacer lo mismo q con el Sound Forge”

Yo escribí algo como esto:
No es lo mismo un editor de audio que un programa de grabación multipista, concuerdo en que Sound Forge es la herramienta más potente editando audio, pero si grabás música como yo lo hago, Sound Forge se convierte en una herramienta más, mientras que tu programa multipista lo usas para mezclar las pistas y aplicar efectos, el resultado de eso puede volver a Sound Forge para masterización, o usar otro programa para tal fin.

Y después de la respuesta de Gregorio D’Angelo quise escribir algo como lo que sigue pero facebook no me dejó:

El único editor de audio que nombraron es Sound Forge, los demás programas no son editores de audio. LMMS (Linux MultiMedia Studio), Audacity y Reaper son programas multipista y con los tres se pueden lograr resultados profesionales. Los dos primeros tienen la ventaja de ser F/OSS (Free/Open Source Software), mientras que Reaper es comercial, lo mismo que Sound Forge, así que hay que pagar licencia. El estándar de la industria son los llamados programas DAW (Digital Audio Workstation) como lo son Pro Tools, Sonar, Reason, GarageBand, Nuendo y Cubase, pero aún teniendo un software de grabación multipista tan profesional como esos, necesitaremos un editor de audio como Sound Forge o WaveLab para masterizar y otras tareas (yo para masterizar uso T-RackS). En realidad los DAW son mucho más que simples softwares multipista, pueden desde recibir y enviar señales de control WordClock (usado para sincronizar audio y video proveniente de varias fuentes diferentes) y MIDI (Musical Instrument Digital Interface), hasta mezclar audio 5.1 o 7.1 y quien inicio la conversación dijo “hacer música” no dijo “editar audio”, lo cual podría hacer muy bien con VirtualDJ u otro programa de ese estilo si sabe “hacer música” de la manera en que la hacen los DJ. FL Studio es un lujo para cualquier DJ o rapero que quiera usar sus propias pistas y no “mezclar” (a la manera DJ) música de otros, con FL Studio disponés de varias herramientas como drum machine, bassline, sampler, looper y sequencer en un solo programa, lo cual requeriría de varios racks si quisieras tener la forma física de esas herramientas, sin mencionar el dinero que habría que desembolsar, lo único que te haría falta seria algún trigger como un controlador MIDI del tipo teclado o pad para facilitar la edición de todas esas herramientas. Y hablando de multitrack recording software, si querés algo gratis pero para Windows y Audacity te sabe a poco probá Kristal Audio Engine, pero es freeware (lo que significa que es gratis pero no es open source). Y no está demás decir que cualquier multipista o DAW es tan potente como los plugins que existan para él, pero ahí ya nos metemos en el tema de los estándares para estos plugins, como lo son VST (Virtual Studio Technology), AU (Audio Units), LADSPA (Linux Audio Developers Simple Plugin API), RTAS (Real Time AudioSuite) y DX (DirectX), sin mencionar a los sound servers/sound systems como ALSA (Advanced Linux Sound Architecture), OSS (Open Sound System), PulseAudio y JACK (Jack Audio Connection Kit). Últimamente estuve probando Ardour, para Linux, cuyo principal desarrollador es Paul Davis, quien también participó en el desarrollo de JACK, y estoy bastante contento con los resultados. Ahora estoy probando Jokosher, el cual parece interesante, pero aún no lo entiendo del todo. En cuanto a Pro Tools, que es el estándar de las grandes industrias, requiere de interfaces de audio marca Digidesign o Avid (que es como se llama ahora esa compañía), lo cual te ata a una sola marca de interfaces de audio las cuales son aún más caras que el propio Pro Tools, las versiones M-Powered de Pro Tools vienen con interface marca M-Audio las cuales son mucho más baratas, pero el software que acompaña a esas interfaces deja mucho que desear comparado con la versión profesional de Pro Tools. En lo personal recomiendo usar DAW’s que no requieran una interface de audio especifica, ya que nos da la posibilidad de optar por cualquier interface que haya en el mercado y hay muchísimas de excelente calidad y mucho más baratas que cualquiera de Digidesign/Avid, como las interfaces AudioBox de PreSonus. Y hablando de PreSonus, su DAW, llamado Studio One, es muy bueno, y fue creado por gente que trabajó en el desarrollo de Cubase, Nuendo y Kristal Audio Engine. A mi siempre me gustó Steinberg, así que mi favorito es Nuendo, creo que es la mejor opción en lo que a producción musical y audiovisual se refiere.

En resumen, cuando para editar audio necesitamos herramientas profesionales, se puede hacer música, y de una calidad bastante aceptable, para casi cualquier uso que le queramos dar, usando software y hardware de buena calidad sin que eso signifique gastar una fortuna. Para muestra, basta un botón. Les dejo este video en el que verán a alguien grabar la canción Stairway to Heaven (Escalera al Cielo) de Led Zeppelin usando una aplicación llamada MultiTrack DAW en su iPad, y aplicaciones musicales de instrumentos virtuales en su iPhone (ThumbJam, iShred, FDG Guitar, iGOG), para lo cual solo necesitó una interface de audio Behringer UCA-202 (la más barata de todas) y los correspondientes adaptadores y cables (iPad camera connection kit, cable adaptador de miniplug/minijack a RCA estéreo).

Si te gusta lo que lees considera contribuir con este blog para que el mismo pueda tener más y mejor contenido. Contribuir.

Lectura recomendada:
Home Recording Studio (un estudio de grabación en tu casa)
Pequeñas respuestas a pequeñas preguntas
Hacer música versus editar audio
Introducción al Home Recording (más completo, con imágenes)
Mastering, Sound Forge y otros jerbos

Licencia Creative Commons
Esta obra de Juan Pablo Castañeda está bajo una Licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported.